Conflicto magisterial y filosofía política

El conflicto magisterial nos preocupa muy seriamente a todos los mexicanos, por lo que deseamos que se logre un acuerdo entre las partes para el bien del país. Sin embargo, es necesario que el titular de la Secretaría de Educación Pública y los que están de acuerdo con su estrategia recuerden cuatro principios fundamentales de la filosofía política: 1) no debe confundirse legalidad con legitimidad. Las leyes sobre educación pueden ser legales, pero entre los involucrados no hay consenso y éste es necesario porque son los maestros los que van a llevar a cabo los cambios y no las autoridades; 2) primero tenía que haberse expuesto cuál es la concepción de la reforma sobre qué país y qué mexicanos se quiere formar y luego los mecanismos para llevar a cabo esos fines; 3) el fin nunca ha justificado los medios. El fin puede ser (y en eso la mayoría estamos de acuerdo) elevar la calidad de la educación, pero no a cualquier costo ni a sangre y fuego, y 4) no puede ser que existiendo una enorme pobreza en gran parte de la población, se le esté echando gasolina al fuego.

Gabriel Vargas Lozano, profesor-investigador de filosofía de la Universidad Autónoma Metropolitana-Iztapalapa y presidente de la comisión sobre la enseñanza de la filosofía de la Federación Internacional de Sociedades de Filosofía

Fuente: La Jornada

Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>